El costo del paro docente
Córdoba, Economía

El costo del paro docente

Las jornadas de paro se hacen sentir en los bolsillos de los educadores, los recibos de sueldo llegaron con descuentos de hasta el 50 por ciento de la remuneración básica que reciben los trabajadores de la educación.

María del Mar Job para La Tinta

Las seis jornadas de huelga que durante el mes de marzo llevaron adelante los docentes en escuelas públicas y privadas se hicieron sentir no sólo en la cantidad de clases que tuvieron los alumnos sino también en las liquidaciones de los salarios de los educadores.

La Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (UEPC) sumó este reclamo a la mesa de negociación salarial, que por el momento no encuentra una resolución positiva.

“Día no trabajado, día que no se paga”, aseguró en varias oportunidades el ministro de Educación de la provincia, Walter Grahovac.

El gobierno no logra construir una propuesta medianamente razonable, con cierta coherencia, para presentarle a los docentes. A nuestro entender la propuesta no tiene los puntos básicos necesarios para poder ser bajada a cada una de las escuelas”, sostuvo ayer el secretario General de UEPC, Juan Monserrat, en una entrevista con radio La Ranchada.

Además, el abogado del gremio Jorge Sappia aseguró semanas atrás que llevaría a la Justicia el reclamo por los descuentos de los días de huelga del año pasado y de este también.

Sin embargo, desde el gremio admitieron que no hay antecedentes que el Gobierno haya dado marcha atrás con los descuentos ya realizados sobre los salarios docentes. “Día no trabajado, día que no se paga”, aseguró en varias oportunidades el ministro de Educación de la provincia, Walter Grahovac.

El reclamo cuesta

En un relevamiento realizado por La Tinta, se pudo constatar que los descuentos por los días no trabajados llegan a representar hasta el 50 por ciento de la remuneración básica de los docentes.

Además, desde el sindicato indicaron que hay casos en que los descuentos han llegado a 4500 pesos y se aplicaron en forma arbitraria.

Algunos docentes denunciaron la existencia de “listas negras” identificando a los docentes huelguistas, presiones por parte de directivos para no adherirse a la huelga, presiones a los propietarios de colegios privados en igual sentido bajo amenaza de suspender el aporte estatal para el pago de salarios docentes, entre otras denuncias.

Los descuentos por los días no trabajados llegan a representar hasta el 50 por ciento de la remuneración básica de los docentes.

El Ceprodh (Centro de Profesionales por los Derechos Humanos) denunció ante el Inadi (Instituto Nacional contra la Discriminación, Xenofobia y el Racismo) al Gobierno provincial por “conducta discriminatoria y antisindical” ante la elaboración de “listas negras” ya que algunos directivos denunciaron el bloqueo al sistema de autogestión del establecimiento en aquellos casos en que no se remitió la lista de docentes que se plegaron a la medida de fuerza.

Las denuncias son variadas y muy amplias, pero aquí solo presentaremos algunos casos ejemplificadores, con documentación en mano y preservando la identidad de los informantes -trabajadores de la educación- que nos proporcionaron sus recibos de sueldo para tomar una dimensión de que reclamar por sus derechos les cuesta a ellos y sus familias (por si quedaban dudas de que a nadie le agrada tener que hacer paro para solicitar un incremento salarial digno).

El primer caso es de una docente de historia de una escuela pública, con un año de antigüedad, que cobra una remuneración básica de 1489,78 pesos. Por tres días de paro (que son los días que coincidió con sus clases) le descontaron 746,39 pesos. Es decir, el 50 por ciento de su asignación básica del mes de marzo.

El segundo caso es de una preceptora de una institución privada, con tres años de antigüedad, que se sumó a cuatro días de paro. Su sueldo básico es de 4016,75 pesos y le descontaron 1632,38 pesos, es decir, el 40 por ciento de su asignación básica.

El tercer caso, es de un docente de artes visuales de una institución pública, con una antigüedad de tres años, y tiene a su cargo cuatro horas cátedras. Su salario básico es de 1191,83 pesos, por los días de huelga le descontaron 266 pesos, que representa el 22 por ciento de su salario.

No hay uniformidad en los descuentos y cada caso es diferente ya que depende del cargo docente, antigüedad, horas cátedras a cargo, días de paro que se sumó el docente, entre otros criterios a la hora de realizar el descuento.

Por su parte, el Gobierno provincial no informó cuánto “se ahorrará” al realizar estos descuentos a los docentes y en qué se utilizará ese excedente.

*Por María del Mar Job para La Tinta

12 Abril, 2017

Autor

admin La Tinta. Periodismo hasta mancharse.


La Tinta

Una herramienta para recuperar la voz, visibilizar nuestras luchas, nuestras demandas y nuestras victorias; compartir las miradas sobre el mundo, la realidad y difundir las alternativas que estamos caminando.

(*) Los medios, periodistas y colectivos que colaboran no necesariamente comparten la línea editorial de todo el contenido difundido por La Tinta.